martes, 23 de junio de 2015

HOY FIRMA: LUIS BAGUÉ QUÍLEZ. "DESPUÉS DE AUSCHWITZ... ¿OTRA VEZ? (UN ENSAYO Y DOS POSDATAS)"


DESPUÉS DE AUSCHWITZ... ¿OTRA VEZ? 
(UN ENSAYO Y DOS POSDATAS)



¿Cómo ha sobrevivido el arte del siglo XXI a los traumas del XX? ¿Cómo se puede verbalizar lo que no puede decirse? Estas dos preguntas planean sobre El roble de Goethe en Buchenwald (Madrid, Libros de la Resistencia, 2015), un excelente ensayo en el que José Luis Gómez Toré dialoga con los versos de Claroscuro del bosque (2011). Si en aquel poemario Gómez Toré y la artista Marta Azparren recreaban hipotéticamente el encuentro entre Celan y Heidegger, en 1967, El roble de Goethe... se interroga sobre lo que sucedió antes de ese momento. El libro de Gómez Toré se abre con un texto breve de Joseph Roth, datado en 1939. Cuenta Roth que el roble que antaño amparó las citas entre Goethe y la señora von Stein es ahora el testigo mudo del desfile de prisioneros que se hacinan en el campo de concentración de Buchenwald. 

A partir de este pasaje, Gómez Toré despliega un conjunto de glosas que no se limitan a ilustrar el texto de Roth, sino que polemizan con sus ideas o desplazan sus comentarios a un tiempo (el nuestro) proclive al revisionismo. Se construye así un discurso indagatorio que ofrece más preguntas que respuestas, que desmiente algunos tópicos en los que se ha cimentado la explicación del nazismo, y que avanza por una senda plagada de símbolos ante los que no cabe asumir la presunción de inocencia. 

“El simbolismo nunca ha resultado tan barato como hoy en día”, protestaba Roth, y así lo refrenda Gómez Toré en unas páginas que recelan del poder paliativo de los mitos. Para el autor, la oposición entre civilización y barbarie ya no es operativa en un entorno en el que el bucolismo kitsch se superpone a la lógica cruenta del nazismo. En este volumen asoman el aguijón lírico de Paul Celan, la cabaña de Martin Heidegger en la Selva Negra, los fotogramas de Shoah, los espejismos de una Arcadia inocente y la toma de conciencia del exterminio. El mérito de Gómez Toré reside en transformar los lugares comunes en territorios inexplorados. 

De este modo, la célebre tesis de Adorno ―la imposibilidad de la poesía después de Auschwitz― y el no menos célebre sintagma acuñado por Arendt ―la banalidad del mal― dejan de ser rotundos mantras desprovistos de sentido para convertirse en balances provisionales que nos invitan a desconfiar de las responsabilidades líquidas. Pero tan interesante como el lúcido diagnóstico de lo ocurrido es la propuesta que subyace en este ensayo: una ética y una estética para después de Auschwitz. Según Gómez Toré, las claves para seguir escribiendo (y existiendo) tras la constatación del horror pasan por renunciar al consuelo y por afrontar una cultura mestiza y desarraigada, así como una ética de la hospitalidad que nos vacune para el futuro, ya que no puede redimirnos del pasado. He aquí un ensayo necesario, y uno de esos casos en los que el adjetivo necesario no es una hipérbole gratuita.


            PD 1: Tampoco es gratuito que el último libro de poemas de Gómez Toré, Un corte que no sangra (Gijón, Trea, 2015), constituya un peregrinaje por la palabra herida; un recorrido cuya finalidad no es la búsqueda de la belleza (“Nadie / levantará su casa en la belleza”), sino el encuentro fortuito con el deslumbramiento.

            PD 2: Más símbolos para después de Auschwitz. En la película Phoenix (2014), de Christian Petzold, una superviviente de los campos de concentración resulta irreconocible para su marido. Aquí la ausencia de anagnórisis provoca un efecto de extrañamiento. La cicatriz que suturaba los conflictos de la tragedia aristotélica sigue en carne viva.



 Luis Bagué Quílez


Luis Bagué Quílez es un poeta, ensayista y crítico español en lengua castellana nacido en Palafrugell (Gerona) en 1978. Es doctor en Filología Hispánica. Ha publicado los siguientes libros de poemas: Telón de sombras (Madrid, Hiperión, 2002), El rencor de la luz (Talavera de la Reina, col. "Melibea", 2006), Un jardín olvidado (Madrid, Hiperión, 2007), Página en construcción (Madrid, Visor, 2011) y Paseo de la identidad (Madrid, Visor, 2014). En colaboración con Joaquín Juan Penalva, ha escrito el libro de poemas cinéfilos Babilonia, mon amour (Murcia, Universidad de Murcia, 2005) y la plaquette Día del espectador (Logroño, Ediciones del 4 de Agosto, 2009). También es autor de los ensayos La poesía de Víctor Botas (Gijón, Llibros del Pexe, 2004) y Poesía en pie de paz. Modos del compromiso hacia el tercer milenio (Valencia, Pre-Textos, 2006). Codirige la 

No hay comentarios:

Publicar un comentario